15 de abril de 2024

UN NUEVO ORDEN GLOBAL

Nunca se planteó una Pandemia del Hambre Mundial Cuando se habla de Multipolarismo es porque se están acabando los hegemonismos excluyentes, dominantes, guerreristas, invasores, y llega a un tiempo de la Humanidad. Por Jorge Rachid NAC&POP 08/01/2024 Cuando se habla de Multipolarismo es porque se están acabando los hegemonismos excluyentes, dominantes, guerreristas, invasores, para llegar…

Nunca se planteó una Pandemia del Hambre Mundial

Cuando se habla de Multipolarismo es porque se están acabando los hegemonismos excluyentes, dominantes, guerreristas, invasores, y llega a un tiempo de la Humanidad.

Por Jorge Rachid

NAC&POP

08/01/2024

Cuando se habla de Multipolarismo es porque se están acabando los hegemonismos excluyentes, dominantes, guerreristas, invasores, para llegar a un tiempo de la Humanidad en donde las relaciones internacionales se basen en el respeto mutuo, con líneas comerciales que compensen asimetría, sin injerencismos internos extorsivos, respetando las soberanías en terceros países, y fundamentalmente un mundo en Paz.

Así lo plantea el Papa Francisco.

Hoy estamos lejos de ese escenario, en un mundo convulso por un Hegemonismo Unipolar que en retroceso, en especial en Latinoamérica, no acepta perder su rol de gendarme internacional, sometiendo y sancionando países, de acuerdo a sus propios intereses estratégicos.

Es más aún, despliega sus proyectos de protección de reservas naturales de otros países como propias, en su estrategia de dominación, en especial en la región que considera, desde la Doctrina Monroe y el Destino Manifiesto desde sus inicios, como espacios geopolíticos propios.

Si a éste panorama agregamos el efecto invernadero y el cambio climático, se vuelve dramático observar como la Humanidad se encamina a su propia auto eliminación, por proponer un desarrollo infinito, en un planeta finito, donde la ampliación de la frontera sojera es más importante que las vidas humanas, el suelo la Pacha, la Madre Tierra, la fauna y la flora, al ser rociadas con tóxicos que sólo protegen “sus semillas” transgénicas. Invaden sus radiaciones y componentes químicamente agresivos, las napas subterráneas afectando millones de personas, desertizan los campos, produciendo para la comida de los chanchos y mientras millones de familias sufren hambre, sumado a la destrucción de los bosques nativos.

Es absolutamente injusto que en el siglo XXl, los seres humanos estemos destruyendo lo que no se consiguió en miles de años de historia, aún con guerras mundiales, genocidios, hambrunas, pestes, desastres naturales.

Lo que hoy lo está produciendo el Hombre en su hábitat, su propia Casa Común, es un suicidio, como plantea Francisco, ese Papa argentino, atacado por plantear rescatar lo esencial humano solidario, por sobre los bienes materiales.

El genocidio sobre el Pueblo Palestino, un bombardeo israelí sobre un Ghetto como el de Varsovia en Polonia, con 2,4 millones de personas que no tienen siquiera documento de identidad, parias de la Humanidad bloqueados por un Estado Terrorista,  simplemente es mirado por Occidente, como un “efecto no deseado”.

Lo mismo que planteaban los jerarcas nazis, que se trataba sólo de una técnica lo menos traumática posible en el Holocausto y eliminaron 6 millones de personas judías, gitanas, negras y de otras etnias, religiones o culturas.

Solo eliminar “al otro” diferente, como sucede hoy en Gaza.

Es que el mundo Multipolar avanza, más allá de las resistencias de EEUU y sus aliados que intentan una contraofensiva destructiva, como bombardear los gasoductos Nord Stream l y ll de Rusia a Alemania, colocando a los pueblos europeos en una posición cautiva en lo energético y dependiente del GNL vendido por EEUU.

Impedir esa alianza comercial, fue el objetivo de la destrucción de la calidad de vida de Europa, con calefacción acorde a su mejor vivir.

Además de obligar a esos países a seguir la estrategia armamentista en Ucrania e intentar evita runa posible paz negociada con Rusia.

Sin embargo alientan las guerras ofensivas sobre Eurasia, al promover una OTAN tan agresiva, como vendedora de armas a países en conflicto.

Ahí es inscriben las amenazas a China y Rusia como enemigos estratégicos, que puede llevar a la humanidad a una confrontación global nuclear, lo que significaría en fin de éste ciclo histórico del planeta.

Entonces estamos frente a un parto de la historia, en donde al decir de Gramsci: lo nuevo no acaba de nacer y lo viejo no termina de morir.

Ese mundo que conocimos hace 80 años de la pos guerra mundial, que lo dividió y colonizó, ha dejado de existir como visión totalizadora de la historia.

Así acabaron 500 años de historia americana de quien dijo “tierra” y millones de personas que dijeron “barco”, que a partir de entonces fueron “civilizadas” a sangre, fuego y explotación colonizadora, en un genocidio seguido de esclavitud.

Esa visión eurocéntrica del mundo también se terminó con el desplazamiento actual hacia el Oriente, países emergentes de las mayores fuerzas productivas, comerciales y científicas de los últimos 30 años, donde los países empezaron a ser protagonistas de la historia, porque estaban siendo condenados a ser testigos de la misma. Intolerable para la Alianza atlántica en su mirada hegemónica.

Pocos saben de las luchas de los pueblos del mundo en un proceso de descolonización, por la desinformación de Medios Hegemónicos, y que aún hoy, los pueblos de los países llamados “serios” mantienen con apropiación de tierras y recursos naturales, que no están dispuestas a ceder. Inglaterra tiene 13 colonias actualmente, entre ellas las Malvinas nuestras.

España 2 en Marruecos, EEUU tiene Guantánamo en Cuba y 70 bases militares sólo en Latinoamérica.

Los gobiernos títeres dejados el África están en guerras de Liberación uno a uno, aunque las amenazas económicas de Francia, Bélgica, Holanda junto a la Unión Europea garantizan todavía, el flujo de materias primas como diamantes, petróleo, coltan, litio, uranio y otras, a bajo precio y al costo de miles de vidas africanas perdidas en su explotación.

Esas circunstancias suceden hoy y la prensa occidental las cataloga de golpistas o terroristas.

Palestina aún no pudo constituirse como país, pese a la Resolución de las UN de 1948, Argelia se independizó en los años 60, países africanos lo están haciendo ahora, como lo hizo Sudáfrica en los 80.

Lo que sucede en el mundo es poco informado, pocos conocen que significan hoy conceptos y siglas concurrentes a miles de millones de personas como la Organización de Cooperación de Shangai, el Banco Asiáticos de Infraestructura e Inversión, la Ruta de la Seda y la Ruta del Ártico, el BRICS con Rusia, India, Brasil China y Sudáfrica, que ahora suma 11 países, entre ellos el nuestro aunque el nuevo Presidente desistió de ello.

Deja fuera del comercio internacional de Argentina a 6 mil millones de personas.

La pugna por el Mar de la China, las Islas Artificiales, la Estación Orbital Permanente China, además de la Internacional, la Ruta de la Seda por vía terrestre y marítima,, el Estrecho de Ormuz, el de Malaca, el Caúcaso septentrional en guerra entre Armenia y Ayerbían, con la desaparición de Nagorko.

El nuevo gasoducto Noruego Polaco construido por EEUU para rodear Rusia; el Bloque China +77; el Bloque Rusia + África; los Acuerdos de Sarcamanda; la reunión OTAN en Noruega, declarando enemigos a China y Rusia; la nueva planta de GNL de Rusia, China y Francia en el Ártico, la más grande del mundo; el acuerdo fortalecido de la Liga Árabe con la reincorporación de Siria, son todas noticias ocultadas, como las pérdidas de influencia política, económica y militar de EEUU y sus aliados, en especial la Unión Europea que sufre las consecuencias del drenaje de recursos, a las aventuras guerreristas del atlantismo de la OTAN.

Se suman a éste apnorama las amenazas de la lV Flota de EEUU a Latinoamérica tratando de impedir las inversiones Chinas y Rusas, los acuerdos en comercial en sus propias monedas que han desplazado al dólar; las Resoluciones de la OPEP sobre producción de petróleo; los acuerdos Irán Turquía Rusia y Arabia Saudí con Irán, entre tantas otras cuestiones no informadas por Occidente.

Nadie sabe cómo funciona el Parlamento Chino, ni que cada 4 años comienzan a discutir un nuevo Plan Quinquenal, llevando el 16° consecutivo desde 1952, que les ha permitido la Planificación Estratégica de un modelo social y productivo que permitió incorporar a más 750 millones de personas a las capas media y reintegrar a Hong Kong, Macao y Shangai a la soberanía china sin derramar sangre entre hermanos, como pretende hacerlo ahora con Taiwan, pese a la oposición yanqui.

Poco se sabe sobre la ocupación de EEUU al norte de Siria, ni su apoyo a los kurdos y al ISIS, ni de la ocupación de las Alturas de Golan Siria por Israel, como así también del sur del Líbano y la totalidad de Palestina, tanto Cisjordania como Gaza.

Los bombardeos sobre Yemen por Arabia Saudí y EEUU, cesaron después de 5 años, porque se formalizó la alianza con Irán de los árabes suidies por mediación de China, garantizando Ormuz y el tránsito del gas y petróleo mundial.

El comercio, las materias primas, los avances científicos, han llevado al mundo a una nueva posición no aceptada por el Imperio Hegemónico, que ha iniciado guerras y operaciones terroristas de “falsa bandera” para justificar acciones militares posteriores.

Desde ISIS y su macabra aparición, como antes Bin Ladem, fueron creaciones de los servicios occidentales después descartadas, como son hoy operaciones encubiertas en Ucrania y las llamadas primaveras árabes.

Pero la política internacional Multipolar está venciendo las resistencias de los Fondos Buitres, el FMI, el BM, el Consejo de Seguridad de la UN, todos residuos del viejo orden que va cayendo por su propia dinámica, en un proceso de autoeliminación, producido por la financiarización de las economías mundiales, en donde los Pueblos son los convidados de piedra a la acumulación obscena de riquezas en pocas manos, gastos inmensos en armas y guerras.

Esto está produciendo hambre en el mundo, donde mueren 24 mil personas por día por esa causa, entre ellas 8 mil niños, todo promedio desde hace 10 años.

Nunca se planteó una Pandemia del Hambre Mundial, porque sería poner en discusión el sistema económico perverso, brutal e inhumano en el cual vivimos hasta ahora.

Ese sistema que los procesos llamados “populistas” intentan modificar en favor de los pueblos, que por esa razón son combatidos por la ortodoxia FMI y Banco Mundial, de la mano de la presión militar de la lV Flota y la OTAN.

La Argentina se encuentra en ésta encrucijada de ser parte de la Patria Grande o ser un peón de la Colonia y el nuevo presidente ha optado por ésta última, cumpliendo órdenes guionadas por el Departamento de Estado y la Fuerzas Especiales de EEUU.

Este panorama debe ser modificada en paz y en democracia por la fuerza del pueblo argentino para escribir su propios destino, que más temprano que tarde encontrará la ruta de la Liberación nacional.

JR/

BIBLIOTECA

  • Norberto Galasso: Seamos Libres lo demás no importa nada San Martín Ed. Colihue
  • Juan D. Perón: América Latina ahora o nunca Ed. Instituto J.D.Perón
  • Raúl Scalabrini Ortiz: Bases para la reconstrucción Nacional Ed. Lancelot



Source

Deja una respuesta