28 de febrero de 2024

DANIEL BAYO DE GIMNASIA, UNA GLORIA

Nuestra gente vivía en estado de «shock». Amadeo Carrizo, legendario arquero de River, siempre reconocía que el gol que le habían convertido desde lejos, en el Monumental era de Diego Bayo, que lo vacunó desde casi de 40 metros» Por José Luis Ponsico NAC&POP 20/12/2023 Como leyenda del «Lobo del Bosque» se ha escrito y…

Nuestra gente vivía en estado de «shock».

Amadeo Carrizo, legendario arquero de River, siempre reconocía que el gol que le habían convertido desde lejos, en el Monumental era de Diego Bayo, que lo vacunó desde casi de 40 metros»

Por José Luis Ponsico

NAC&POP

20/12/2023

Como leyenda del «Lobo del Bosque» se ha escrito y uno de los más destacados, por su corazón «Tripero» se lee lo de Gabriel Fernández.

Lo que sigue es el recuerdo de una de las hazañas de Diego Bayo.

Un recuerdo.

Amadeo Carriz, homenaje hace 20 años, Club Parque, rodeado de notables, algunos de su tiempo Federico Pizarro, vecino en Villa del Parque, otros más jóvenes, Alberto Rendo y la «Garza» Guzmán, sorprendió con un recuerdo de Diego Bayo.

El «bombazo» del 61 En River

» ¿Uno que me clavó un golazo desde lejos, el zurdo de Gimnasia y Esgrima, el mayor de los Bayo, Diego.

En el Monumental, creo que por julio porque habíamos vuelto de una gira por Europa.

Ellos, Gimnasia llevaban 30 años sin ganar en River.

Le pegó desde 40 metros» dijo

«A lo mejor algo menos, unos 35 metros.

El zurdo Bayo le pegaba como Bernabé» siguió.

Amadeo evocaba: «River llegaba de dar el batacazo contra el Real Madrid», decía.

Ese año, 1961, la selección salió de gira por Europa y nosotros enfrentamos al Real Madrid»

«Le ganamos al Real Madrid (3 a 2, goles de «Delem» de penal y Roberto, dos) con Alfredo Di Stéfano, Puskas, Gento y resto de la orquesta en el propio «Estadio Santiago Bernabeu», que por entonces tenía otro nombre (Chamartin)», sostuvo el laureado arquero.

«A la vuelta el Monumental era una fiesta.

La arruinó Diego Bayo», sentenció aquella noche Amadeo Carrizo en su propio homenaje a Diego Bayo que, todo indica, no ignoraba una secreta admiración del legendario arquero riverplatense.

En las últimas horas se conoció el deceso de la leyenda «tripera». Diego Francisco Bayo nacido en La Plata, el 25 de mayo del 36.

Un patriota.

El Barrio El Mondongo platense con sus glorias.

Los Bayo y el célebre médico cardiólogo Dr. Rene Favaloro.

Diego Francisco fue apodado «Paco».

Anécdota muy de los años´50.

Debutó en el´55 contra Ferro, derrota 1-3 en el Bosque.

Su generación tenía a varios pibes que llegaron lejos.

Desde
Luis Pentrelli, Francisco Loiácono y más atrás, Eduardo Domínguez, bautizado «Monona»

Los dos primeros transferidos al fútbol italiano, Loiácono nacionalizado llegó a la selección azurra en el 61.

También Enrique Omar Sívori y Humberto Maschio, disputaron el Mundial de Chile´62 por Italia.

Bayo en el´58 adquirido por Celta de Vigo.

Tres años. Volvió en el 61

En Gimnasia Diego convirtió 71 goles oficiales.

Con amistosos pasó los 80 en algo más de 140 partidos.

El hazaña llegó con El Lobo platense.

Así como en el 33 El Expreso del Bosque resultó sensación, hace 60 años repitieron la proeza.

Cabeza a cabeza con Boca y River.

El testimonio pertenece al hermano, Daniel Carlos Bayo.

Después del Mundial de Chile´62 llegó a Gimnasia y Esgrima, Adolfo Pedernera traído por «Cacho» Aldabe que ya había sido DT nuestro.

Ellos, muy amigos.

«Con Adolfo estuvimos doce partidos sin perder», comentó.

«River llegaba de ganarle a Boca en el Monumental 3 a 1 en un clásico de locura.

Tres goles dos de Luis Artime, uno de «Delem», en 5 minutos.

La gente enloquecida.

Llegamos nosotros a la antigua «Herradura» y ganamos 2 a 0, gran partido del «Loco» Luis Ciaccia», siguió.

«Ese año también le ganamos a Boca, inolvidable partido en el Bosque, dos a cero, goles de Ciaccia y Rattín en contra.

Nuestra gente vivía en estado de «shock».

A Racing en El Cilindro le hicimos tres.

Ellos con Mansilla, el Marqués Sosa y Belén» recordó.

«Nos caímos al final. Derrotas con Vélez y Atlanta, en Villa Crespo.

Dirigido por Osvaldo Zubeldía que dejaba ver su condición de «táctico» que lo hizo célebre después» concluyó Daniel Bayo.

El recuerdo lo llevó al empate con el Santos de Brasil, uno a uno», rescató.

«Fue en el 61.

Imposible olvidar cuando «Pelé» me vino a saludar.

Lo había marcado en modo limpio y eso lo valoraba.

Hubo intercambio de camisetas.

Fue una etapa muy linda, para el «Lobo» de La Plata.

Ahí estaba naciendo», cerró.

Pero hubo algo más en la vida de Diego Bayo.

Que era relativamente bajo de estatura, comparado con su hermano Daniel.

El mayor perteneció a una generación inolvidable: entre el 35 y el 36 nacieron diez notables de todos los tiempos.

Desde Enrique Omar Sívori, Oreste Omar Corbatta, José «Nene» Sanfilippo, Antonio Garabal, Antonio Angelillo, Norberto Menéndez, Luis Pentrelli, Francisco Loiácono,José «Piojo» Yudica, Humberto Maschio un poco antes (1933) y el propio Diego Bayo.

Estará siempre en el corazón «Tripero» con su casi inigualable cañón en el botín izquierdo siguiendo la fama de Francisco Varallo y Arturo «Torito» Naón entre las leyendas del Bosque.

JLP/

(*) Columnista de La Señal Medios, Mundo Amateur, Agencia Nacional y Popular



Source

Deja una respuesta